lunes, 16 de febrero de 2009

CRÍTICA SLUMDOG MILLIONARIE


Esta crítica está publicada en Libertad Digital

CINE

Slumdog millionarie
Por Juan Orellana


Con diez nominaciones a los Oscars, cuatro Globos de Oro y el Premio del Público en el Festival de Toronto, aterriza en España esta película del personalísimo director británico Danny Boyle, que salió a la palestra hace más de diez años con la tremenda película Trainspotting, y que luego nos ha brindado cintas notables como Millones o 28 días después.

Con Slumdog millionaire, que significa "Perro de chabola millonario", Boyle se traslada a la India, a la ciudad de Bombay, a lo más profundo de los slums (de ahí el título del film), para encontrarse con el personaje de Jamal, un joven analfabeto criado en la dureza de las calles y en la violencia de las mafias. Jamal, tras participar en la versión hindú del programa ¿Quieres ser millonario? y ganarlo, es detenido por la policía, convencida de que ha hecho trampa y de que es imposible que alguien como él pueda saber todas las respuestas del citado concurso.

El film, protagonizado por Dev Patel y basado en la novela de Vikas Swarup (con guión de Simon Beaufoy), va desgranando cómo y por qué Jamal ha acertado cada respuesta. La narración es precisa como un mecanismo de relojería: un montaje que manipula el hilo temporal nos va dosificando las claves de comprensión de lo que pasa y como un puzzle que se va completando nos ofrece finalmente no sólo una excelente resolución de la trama sino una imagen muy amplia e integrada de la India real. Una India dominada por mafias, víctima de conflictos religiosos, donde la vida no vale nada y donde la infancia vive situaciones límites de explotación y esclavitud.

El film, a pesar de su fondo capriano y esperanzado, responde a una filosofía oriental mucho más determinista que la del director americano. El destino, la suerte, la predestinación ocupan en este film lo que en otros correspondería o a la Providencia o a la libertad humana. En este film parece que el protagonista se juega a cara o cruz el destino de su vida, y que ese destino abstracto responde en función de los méritos del personaje. No obstante la película es conmovedora, tanto por la limpieza del personaje de Jamal, como por el rabioso romanticismo que se esconde entre los pliegues de tanta crudeza ambiental. Más que de dinero, de lo que está hambriento nuestro protagonista es de un amor verdadero.

La estética de Slumdog Millionaire es un tanto feísta, tipo Trainspotting, rodada con cámara en mano y con una fotografía muy contrastada. De esta manera nos acerca con inmediatez a la dureza del ambiente social y humano que describe. De hecho, la película tiene un indiscutible aire documental realmente notable.


A pesar de ser una película india en equipo artístico y localizaciones, del estilo Bollywood sólo encontramos la música y el epílogo bailado que nos brinda Dany Boyle.


El film también ha ganado los premios del National Board of Review a mejor película, actor revelación y guión adaptado, los galardones a mejor película, director y actor revelación en los British Independent Film Awards y opta en Gran Bretaña a once Premios Bafta de la Academia británica.

1 comentario:

Mary dijo...

Me ha interesado mucho la pelicula pues vi un trailer en el cine y pensé que sería interesante conocer ese mundo tan distante, ahorá sin duda ire a verla.

SERVICIO DOMÉSTICO

Si necesitas alguna persona para trabajar en tu casa interna, externa, por horas, cuidador, etc. ponte en contacto con FAV en el 619041114

CONTADOR


Contador web

FAMILY WATCH

Archivo del blog

Seguidores